jueves, 19 de enero de 2017

La Font del Godó al anochecer.

¿Hay algo más bonito que un paseo al anochecer junto a un río?


Hoy os llevo de paseo por Lucena del Cid, pueblito a 30 Km de Castellón y del cual ya os he hablado, y que está lleno de rincones con mucho mucho encanto. En concreto, hoy os quiero enseñar el que probablemente sea mi rincón favorito de esta villa, la Font del Godó.




A esta pequeña área recreativa, se accede bajando unos escalones, ya que el lecho del río está a a un nivel inferior a la carretera de acceso. Ya al llegar a este punto, se vislumbra el encanto del lugar.



En realidad, la fuente es lo de menos. En este pequeño rincón el sonido del agua te atrapa, y encuentras fuentes de agua por varios puntos. El sonido relaja, invita a desconectar...





Y estos árboles, ahora que lo pienso siempre los contemplo en invierno, y los encuentro preciosos, desnudos de hojas y con la única vestimenta que el color grisáceo de sus troncos, ¿Os imagináis lo bonito que tiene que estar esto en primavera?






Los jardineros han enlazado unos árboles con otros, y todos forman ahora parte de un todo. ¡Qué maravilla esas copas rebosantes de hojas verdes!



Este lugar me hace soñar. Como siempre que vengo suele estar solitario, me hace sentir como si estuviera en el jardín de mi castillo...



El duro invierno ha indultado una solitaria flor.



Y nos vamos, con el suave murmullo del agua acariciándonos los oídos. Siempre que vuelvo, tengo que ir a visitar este lugar. Me resulta mágico.

Y lo mejor, es que está justo al lado del pueblo, no hay que andar mucho para encontrarse con este bonito lugar. Este pueblo me tiene enganchada...

Mabel.

1 comentario:

La Rosa Dulce dijo...

No conozco Lucena del Cid Mabel, habrá que ir a verlo.
Bss