jueves, 17 de marzo de 2016

Escapada de 24 horas a Bilbao

Servidora también sabe hacer las cosas como llueve en su tierra, a lo bruto y sin contemplaciones y por eso he hecho una escapada de 24 horas a Bilbao, para la boda de una buena amiga.

Llegue el viernes a las 6:30 y me marche el sábado a las 8:15, es decir... 26 horas después de llegar. Me recibió la lluvia así que me fuí a desayunar después de cabrear a la del hotel (de 1/2 estrella pero situado en un sitio inmejorable para la necesidad que yo tenía) se vengó... ahí lo dejo.

Teniendo en cuenta que tenía boda por la tarde el tiempo de ser una turista en condiciones estaba limitado así que, ¡en camino! espero en el caso de que no conozcais Bilbao picar vuestro deseo por visitar esta preciosa ciudad, empezamos dando una vuelta con el tranvía y en ella conocí a esta preciosidad




La Carola, es la única grúa que queda de los Astilleros Euskalduna (es la grúa roja del Museo Marítimo) y se cuenta que debe su nombre a la joven Carlota Iglesias "Carol", cruzaba todos los días la ría haciendo que los trabajadores de la zona parasen en su trabajo para contemplarla



Cuando ví en la distancia el Sagrado Corazón me acorde de mi madre... absoluta devoto es ...




Y desde luego no se que pensareis vosotros pero yo soy de la opinión que no se ha ido a una ciudad si no visitas sus bares, tabernas o restaurantes y entre todo el recorrido parada para tomar fuerzas con un sabroso pintxo y una copa de Txkoli que le ayude a hacer hueco para otro....



¡Llega la hora de la boda, corriendo al metro! Pienso volver pronto y con algo mas que 24 horas pero menos es nada ¿o no?


2 comentarios:

Mabel Primo dijo...

Mónica, yo estuve hace la tira de años con mi primer marido, también por un día escaso ya que en aquel entonces no era una ciudad muy segura, creo que me entendéis. Pero recorrimos el centro y me maravillé con el techo de titanio del Guggeheim y su osito de pensamientos. Me pareció una ciudad enclavada en un entorno precioso, aunque demasiado gris para mi.
Bonitas fotos. Besos.

La Rosa Dulce dijo...

Hola Mónica, qué pena que la visita haya sido tan rápida, de todas formas lo importante es que disfrutaste lo que pudiste.
Bss