sábado, 2 de mayo de 2015

Leila Amat


Mientras estudiaba su carrera de Filología, Leila Amat disfrutaba de la fotografía como “hobby” y tras una depresión que sufrió, este pasatiempo le sirvió de terapia.


Siendo unas de las fotógrafas más transgresoras de nuestro panorama, es al mismo tiempo modelo, no le importa posar vestida o desnuda, siempre que lo pida la fotografía, dice de “La aristócrata suicida” que es su mejor fotografía. Su mayor miedo a la hora de hacer fotos… es no disparar en RAW, se decanta por el color antes que el B&N, a la hora de elegir estudio o localización le gusta más la naturaleza donde se fusiona y se siente muy cómoda. No tiene miedo a la muerte por eso se plantea la vida, y por tanto explora en su trabajo fotográfico lo que es la soledad, el abandono, la muerte, la angustia o el dolor.


Yo tuve el placer de conocerla en diciembre de 2013, que por mediación de “Caulinphoto Academia” propuso un Taller de Fotografía a cargo de Leila Amat, era un sabado por la mañana, una temperatura baja, la inquietud de todos los fotógrafos que nos reunimos allí ante aquella jornada, con esa incertidumbre de no saber que es lo que íbamos a vivir.


Nos desplazamos unos cuantos privilegiados a la zona de “El Cagarritar” en Dénia y ella posó para nosotros con todo ese halo que la envuelve, haciendo que cada uno de los presentes le solicitase lo que su creatividad le pidiera.



Disponíamos de 10 minutos en nuestro turno, para solicitar y disparar. Cada uno le pidió lo que se le antojó, entonces conforme la sesión avanzaba la cosa se fue poniendo más interesante; Quítate el vestido, las botas, las medias, métete en la arena, en las algas e incluso alguien decidió entrar en la mar.


Algunas de mis fotos son ”robados”, ¿Cómo dejar pasar la oportunidad teniéndola al alcance?.


Conocerla es emocionarse, ella siente pasión en todos los poros de su piel, y nos lo transmite en cada momento, es dulce, humana, libre y muy profesional.

Leila y Hadacreativa
Una de las cosas que más me fascinó de ella, fue el hecho de ser tan accesible y natural, sin tapujos, con sus miedos y traumas por delante, una mujer preciosa e inteligente, con ese motor en marcha que es la ilusión.




Nos dijo que para disparar tu mejor fotografía no hace falta la mejor cámara, ni el mejor objetivo, ni la mejor lente más potente, que para echar esa instantánea sólo se necesita creatividad… con una cámara acuática o una “polaroid” se puede sacar “la foto de tu vida”.

Manifestedesyeux
Blog deLeila Amat

Merche Valdés.

8 comentarios:

La Rosa Dulce dijo...

Me has dejado con la boca abierta Merche, me encantan las fotografías y lo que transmiten y la modelo es todo fuerza y espontaneidad, una maravilla.
Rosa

hadacreaiva dijo...

Muy chulo el articulo Merche. Escribes desde el corazón y eso es lo que me ha gustado!
También tengo que deciros que me encantó el Taller de Leia ;-)
Enhorabuena!!!

Mónica - Saboreando las estrellas dijo...

Me ha encantado Merche, magnifico post

Besitos

Evita besos y abrazos dijo...

Ese día era mi cumple, llevaba la cámara nueva, hacia 3 semanas que la tenía, pero que nerviosa estaba, era mi primera modelo y Leila no hacia más que tranquilizame.
¡Una mujer fantástica!

Merche Valdés dijo...

Que bien que me digas eso, la verdad es que estoy muy contenta con el resultado, son fotos que expresan lo que ella es, la intensidad que transmite. Un abrazo Rosa.

Merche Valdés dijo...

A mi también me encantó Rebecca, es como cuando vas al cine sin expectativas, te gusta el cine, te apasiona, pero llegas y no sabes de que va la peli... transcurrida la cual sales con una amplia sonrisa y flipando por lo vivido.

Merche Valdés dijo...

Gracias Mónica... cuando Eva me invita a publicar siempre espero que os guste, esperando que lo compartido nos haga crecer a todos!

Merche Valdés dijo...

Ya lo decía yo de pequeña, "La culpa es de Eva", y gracias a eso estoy caminando sobre las instantáneas.